Compartir

La bioseguridad se instala en las oficinas de Finilager

El equipo retomará sus actividades con un exhaustivo Protocolo de Bioseguridad. Aquí un detalle del recorrido que hará el personal desde que inicia hasta que concluye la jornada.

El regreso a las oficinas tendrá una nueva dinámica. Finilager ha implementado un Protocolo de Bioseguridad para sus colaboradores en todo el país.

La primera tarea al llegar a las instalaciones será desinfectar los objetos personales (mochilas, carteras y vestimenta). Luego será el turno de los calzados; para ello, se han instalado bandejas con detergentes alcalinos, además de aplicar alcohol en las manos.

A cada empleado se tomará la temperatura al ingreso y durante la jornada laboral. El objetivo será detectar síntomas y realizar un seguimiento médico. Al mismo tiempo el uso del barbijo y guantes serán parte del equipo obligatorio de bioseguridad.

La desinfección constante de las manos será su nuevo hábito.  Aquí dos aspectos clave: evitar el contacto físico con los colegas, proveedores o clientes, y evitar tocar el barbijo, lentes o rostro.

Para el desarrollo de reuniones se hará uso de plataformas tecnológicas y en caso de ser necesario se habilitarán amplios ambientes que permitarán mantener una distancia prudente y recomendada por las autoridades de salud.

Se incrementará el equipo de limpieza, se emplearán desinfectantes recomendados por la OMS y se han asignarán sitios específicos para desechar los implementos contaminados.

La responsabilidad es una tarea compartida y desde Finilager continuarán trabajando por el bienestar de los colaboradores aplicando todas las medidas sanitarias. La salud es y será siempre una prioridad.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *